Valentí Farràs

Brcelona, 17 de junio de 2017

Estrenamosmes de junio con el proyecto más veterano que tenemos a día de hoy, El Balcón de las Artes, que este año ha llegado a la novena edición!

El Balcón de las Artes es un concurso de arte para personas con discapacidad intelectual y del desarrollo, abierto a todas las entidades de Cataluña.

Desde hace cuatro años colaboramos con el CaixaForum, que nos cede su espacio para la Gala de entrega de premios. Cabe decir que, cuando empezamos, el acto se hacía en una de las aulas polivalentes, pero dado el volumen de gente y las dimensiones que el concurso fue tomando, Valentí Farràs, director de CaixaForum Barcelona, nos quiso ceder Auditorio. Este será el segundo año que ocupamos este espacio privilegiado.

Y para entender un poco más la realidad de la institución que nos acoge, hemos ido a ver Valentí Farràs y le hemos preguntado …

¿Quién es Valentí Farràs?

Actualmente soy director de CaixaForum Barcelona y ya hace 37 años que estoy vinculado a “la Caixa”. Tras una primera etapa en el Servicio de Bibliotecas, el elemento en común de mi trayectoria profesional ha sido el servicio a las personas, siempre con el objetivo de facilitar el acceso a la cultura.

Teniendo en cuenta las dimensiones de una institución como “la Caixa”, porqué decidís implicaros en proyectos como El Balcón de las Artes y colaborar con instituciones “pequeñas” como la nuestra, la Fundación Setba?

Decimos “pequeñas” quizá por dimensiones pero no por objetivos. Estas entidades, fundaciones y asociaciones como la vuestra hacen una tarea muy “grande” y es gracias a todo este tejido que “la Caixa” puede alcanzar sus objetivos. Trabajar junto a las entidades nos permite llegar a un número mucho mayor de gente.

Por poner un ejemplo, cómo llegamos a los niños? Uno de nuestros objetivos es la educación y las nuevas generaciones, si no fuera a través de las escuelas, que traeen los grupos al museo, no llegaríamos a este público.

“La Caixa” quiere ser útil, quiere llegar a las personas, y para lograr este objetivo tenemos que crear sinergias y complicidades con los actores que están a pie de calle, cerca de la gente. De este modo, el efecto es multiplicador.

Háblanos un poco de proyectos “la Caixa” con una filosofía similar a nuestro…

En este momento, “la Caixa” tiene una sensibilidad social que se plasma en la Obra Social la Caixa. Si nos fijamos en los números globales, se destina un 57% a los proyectos sociales, un 22% a la divulgación de la cultura y la ciencia y un 21% al impulso de nuevos talentos y becas.

En el ámbito de la cultura, la red de CaixaForums trabaja para facilitar el acceso a las exposiciones y actividades que se organizan a los colectivos en riesgo de exclusión social.

El programa Acerca Cultura nace en 2006 con la voluntad de mejorar la vida de las personas en situación de vulnerabilidad, a través de la cultura, claro.

Y Art for Change, que da ayudas económicas a proyectos de entidades, gestores culturales o artistas que trabajen con colectivos en riesgo de exclusión social, a través de expresiones artísticas.

Por último, CaixaForum cede los espacios de que dispone a las entidades que lo necesiten, en vuestro caso ¡para la entrega de premios de este lunes 17!

A finales del año acogemos cerca de 300 actividades de entidades externas, desde acciones formativas, de divulgación, vinculadas al arte …

¿Cómo ha evolucionado la sociedad (y la misma institución que representas) con respecto a la sensibilidad social?

Pienso que hemos hecho una evolución muy positiva, hay mucha más sensibilidad hoy que el año 82, cuando yo empecé a trabajar en “la Caixa”. La hay por parte de la gente y, evidentemente, por parte de las instituciones. Esto no quiere decir que haya menos problemas, pero la sociedad es mucho más empática y receptiva en el año 2019 que en el año 2000, y eso me hace feliz.

Por último ¿cómo crees que el arte y la cultura pueden ayudar a transformar la sociedad?

Cuando tú creas, cuando trabajas para hacer algo realidad y lo puedes enseñar a la gente, tu crecimiento personal es muy grande. Una cosa es ver hacer y la otra es hacer, ver bailar o bailar… El binomio esfuerzo y recompensa es la clave. La creatividad es tan beneficiosa como ir a correr, se ha demostrado que es así, a nivel empírico. La creatividad nos hace ser positivos, estar mejor, más felices … Y la felicidad es lo más importante, después de todo.

Pues muchas gracias por dedicarnos parte de tu tiempo hoy, Valentí, y esperamos volvernos a ver el año que viene para celebrar los 10 años de El Balcón de las Artes!